There is no planet B

Huelga. Hoy estamos de huelga.

Parece que esta necesidad por cambiar nuestros hábitos está siendo una convicción cada día más frecuente en la vida de muchas personas. Los datos escandalizarían a cualquiera que se detenga a reflexionar sobre ellos. Los cambios son palpables a cada año que pasa.

Es por esto que, hoy día 15 de Marzo, muchos españoles han protagonizado numerosas manifestaciones en las distintas capitales del país. No sólo en España sino en el mundo entero. Hoy 15 de marzo se inaugura Fridays for Future. Esta iniactiva se nutre en su base con el discurso de la joven sueca Greta Thunberg quien el pasado 14 de diciembre del año 2018 leyó un alogato que no pasó desapercibido en la cumbre del clima de la ONU. En su discurso clamaba por una acción por parte de las entidades gubernamentales que abogara por unas políticas más sostenibles para el medio ambiente. Sin florituras, Greta tachaba a los principales líderes políticos de “inmaduros” por no ser capaces de aceptar una realidad muy evidente. A su vez, les hacía partícipes y directos responsables de la viciada carga de polución ante la que se hallarán sus hijos en el futuro.

Aquí, el discurso de Greta:

Mi nombre es Greta Thunberg. Tengo 15 años. Soy de Suecia.

Hablo en nombre de Climate Justice Now.

Mucha gente dice que Suecia es solo un país pequeño y no importa lo que hagamos.

Pero he aprendido que nunca eres demasiado pequeño para marcar la diferencia.

Y si algunos niños pueden generar titulares en todo el mundo simplemente por no ir a la escuela, entonces imaginen lo que todos podríamos hacer juntos si realmente quisiéramos. Pero para hacer eso, tenemos que hablar con claridad, no importa lo incómodo que pueda ser.

Ustedes solo hablan de crecimiento verde [crecimiento económico sostenible] porque tienen demasiado miedo de ser impopulares. Solo hablan de seguir adelante con las mismas malas ideas que nos metieron en este lío, incluso cuando lo único sensato que pueden hacer es poner el freno de emergencia.

No son lo suficientemente maduros como para contar las cosas como son. Incluso esa carga la dejan para sus hijos. Pero a mí no me importa ser popular. Me preocupo por la justicia climática y por el planeta.

Nuestra civilización está siendo sacrificada por la oportunidad de que un número muy pequeño de personas continúe haciendo enormes cantidades de dinero.

Nuestra biosfera se está sacrificando para que las personas ricas en países como el mío puedan vivir en el lujo. Son los sufrimientos de muchos los que pagan por los lujos de unos pocos.

El año 2078, celebraré mi 75 cumpleaños. Si tengo hijos tal vez pasen ese día conmigo. Tal vez me pregunten por ustedes. Tal vez te pregunten por qué no hicieron nada mientras aún había tiempo para actuar.

Ustedes dicen que aman a sus hijos por encima de todo, pero les están robando su futuro ante sus propios ojos.

Hasta que no comiencen a centrarse en lo que debe hacerse en lugar de lo que es políticamente posible, no habrá esperanza. No podemos resolver una crisis sin tratarla como una crisis.

Necesitamos mantener los combustibles fósiles en el suelo y debemos centrarnos en la equidad. Y si las soluciones dentro del sistema son tan imposibles de encontrar, tal vez deberíamos cambiar el sistema en sí mismo.

No hemos venido aquí para rogar a los líderes mundiales que se preocupen. Nos han ignorado en el pasado y nos volverán a ignorar.

Nos hemos quedado sin excusas y nos estamos quedando sin tiempo.

Hemos venido aquí para hacerles saber que el cambio está llegando, les guste o no. El verdadero poder pertenece a la gente.

Gracias

Es emocionante que los más jóvenes tomen el testigo y den voz a los temores más acuciados de los científicos durante los últimos años. Nos han dicho a gritos que había que tomar una medidas. Sus palabras, muy a menudo, caían en saco roto.

Hoy por hoy, tomamos conciencia de un problema que se cierne ante nosotros como un fantasma que ha merodeado sigiloso pero, cuyo desorden es más que evidente. Sentimientos como los de la pequeña Greta son los que nos han movido desde “Alternativas al Plástico” a sentarnos una tarde en un restaurante y pensar en cómo dar forma a una idea que ayudara a la gente a proteger nuestra casa. Estamos trabajando duro para desarrollar un proyecto que tome forma y sentido con cada post, con cada dato que se publique.

Estamos decididos a cambiar una pequeña parte del mundo, la nuestra, la que nos incumbe. Y estamos seguros de que esos pequeños gestos darán lugar a grandes transformaciones en algún lugar del planeta.

¿Te unes a nuestro cambio, al cambio de todos?

Para más información sobre el movimiento “Fridays for Future” en España, haz click aquí: http://juventudxclima.es/

Deja un comentario

0 Shares
Copy link
Powered by Social Snap